viernes, 20 de mayo de 2016

Aprendiendo las potencias y las regletas

Cuando los niños comienzan con las potencias, parece que muchas veces se complica la comprensión de los algoritmos y esto es debido a que nos cuesta representar más algunas de las acciones que implica.
Hoy me acerco a las potencias, pero solo hasta orden 3, que mis regletas todavía no han aprendido a representar más dimensiones.
Lo hacemos con números pequeños, si el niño lo comprende así poco a poco podremos aumentar las cuantías.
Comenzamos con las tres primeras potencias de tres, dándoles sentido y lo que significan: una vez tres, dos veces tres, tres veces tres.


Es conveniente que alternemos entre las piezas blancas de uno, y las verdes claras de tres en la representación que realicemos.
Desde aquí además, podemos trabajar el lenguaje, ¿qué significa elevar a dos? ¿qué es el cuadrado? ¿qué forma tiene la construcción del cuadrado?
No pasaremos al cubo, hasta que no hayamos hecho las construcciones con diferentes números respecto al cuadrado.

Una vez que se haya comprendido podremos iniciar las operaciones, aquello que aprendiste, "cuando multiplicamos potencias si tienen la misma base se suman los exponentes", y que creías como un acto de fe sin saber muy bien qué significaba.
Pues esta representación nos puede indicar que 31·32 nos indica simplemente que 3lo repetimos 3veces, y voilà eso da lugar exactamente a 33.




Pero por qué todo esto no funciona cuando en vez de multiplicar potencias lo que hacemos es sumarlas,


Desde la representación vemos claramente que si sumamos 31+32 el resultado no nos da el cubo, ni ninguna forma que podamos decir conocida.


¿Practicamos con nuestros niños las potencias con regletas?

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada